Puntos limpios: qué son, cómo funcionan y qué objetos se pueden llevar

Actualmente, las sociedades humanas en su cotidianidad generan una excesiva cantidad de desechos sólidos, y aunque existen vertederos donde ubicarlos, estos se han visto colmados. Para ayudar a lidiar con esta situación, nació la iniciativa del punto limpio o puntos verdes.

El punto limpio se puede definir cómo punto de recepción de diversos desechos originados por nuestras actividades diarias, estos diversos tipos de desechos son ordenados y categorizados dependiendo de su capacidad de re-usarse y su toxicidad.

En consecuencia, cumplen con el mismo objetivo que los recolectores de materiales reciclables, pero a diferencia de los anteriores, estos gestionan casi cuál clase de desechos.

Es una iniciativa de los distintos ayuntamientos. Las cantidades de puntos limpios que puedas encontrar van a depender del presupuesto que esté establecido para esa jurisdicción. 

Tipo de puntos limpios

No hay excusas para no deshacerte de esos desechos sólidos, debido a que hay tres tipos de puntos limpios, lo que te da más posibilidades de eliminar ese exceso de desechos sólidos que no se puede botar en los contenedores habituales.

Para tratar de explicarlo mejor; a continuación, te describiremos los diferentes tipos de puntos limpios y sus características de cada uno.

Puntos limpios fijos

Este tipo de punto es uno de los más comunes y se encuentra por lo general en las afueras de un centro poblado. Se establece que hay un punto limpio fijo por cada sector que tenga una cantidad entre 1000 a 10000 habitantes. 

Asimismo, la característica principal de este tipo de punto es que da la posibilidad de recibir casi toda clase de desechos sólidos, debido a su gran capacidad de almacenaje.

Mini puntos limpios o puntos de barrio

Se caracterizan por estar más cerca de la comunidad, esto con el fin de incentivar a las personas a reciclar u deshacerse de sus desechos voluminosos cómo escombros o desechos de poda de jardín.

La desventaja principal de este tipo de punto, es que su capacidad de almacenamiento es menor que la de los puntos limpios fijos, lo que da como consecuencia que solo recepciones un grupo de desechos sólidos.

Puntos limpios móviles

Por otra parte, los puntos limpios móviles, son camiones que recorren una ruta previamente establecida. Su objetivo es facilitar la recepción de desechos de las personas que viven alejadas de un punto limpio fijo

De esta forma, es normal ver estos puntos en comunidades muy alejadas y suelen pasar una vez por semana.

¿Qué objetos se reciclan en los puntos limpios?

Algunos de los desechos que se pueden llevar a los puntos limpios son los siguientes:

  • Vidrio.
  • Cartón y papel.
  • Plástico.
  • Metales y objetos de metal.
  • Aceite (cocina o coche).
  • Todo tipo de baterías.
  • Pilas.
  • Electrodomésticos.
  • Muebles.
  • Bombillas y luces fluorescentes.
  • Restos de pinturas.
  • CD’s.
  • Residuo de origen vegetal.
  • Escombros.

De todas formas, casi todas las comunidades cuentan con ayuda en temas de puntos limpios, como es el caso de la Generalitat de Catalunya.

Normativa de los puntos limpios

Por supuesto, el punto limpio sin importar cual tipo sea, tiene su normativo o instructivo para respetar y aprovechar su uso al máximo. Estas son las siguientes:

  • Recibir los desechos sólidos generados por los ciudadanos sin costo alguno.
  • Mantener las instalaciones ordenadas y limpias.
  • Tener asesoría técnica en cada punto limpio.
  • No llevar algunos de los siguientes desechos: Sustancias tóxicas, neumáticos, residuos orgánicos, material explosivo ni material radioactivo.

Reciclar aparatos electrónicos en un punto limpio

El primer requisito, es que los puntos limpios tienen que cumplir con las normativas de Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos

Luego, adaptar sus instalaciones para su procesamiento, esto exige tratar a este tipo de desechos de manera apartada, que tengan su espacio.

Otros de los requisitos es no llevar electrodomésticos rotos o en mal estado debido a que no se pueden reciclar y que además pueden alterar o dañar lo que sí podría recuperarse de alguna manera. En definitiva, lo importante es ayudar al medio ambiente separando la basura correctamente, para lo que puedes profundizar con este post.

Deja un comentario